jueves, noviembre 12, 2009

Un gusto y adiós



Podría golpear la vida,
destrozar mil almas,
cerrar la salida
y usar mis armas.

Pero no estoy molesto,
sólo estoy vivo
que es algo parecido,
no te odio;
sólo odio al resto.

¿Por qué este poema?
¿Por qué ser infierno?
porque eres como las demás
congelando mi corazón sin ser invierno.

Tus blancas manos me señalan
y tus rojos labios se despiden
sabiendo que no hay mañana
pues el hoy aún sigue.

Ayer pisaste mis horas
y me limité a mirar
como lo hago ahora
que te ries al llorar.

Adiós demonio,
espero no me encuentres
y me vuelvas tu novio,
solo sonríe y mira...
mi dulce muerte.
-05/05/07-

13 comentarios:

_____ H e l e n a dijo...

Sin palabras.
un adios duele.
pero queda el nuevo comienzo,
de eso esta hecha la vida.


Gracias por pasar, realmente bellas tus palabras.
igual te sigo ...


un abrazo.

Karol_a dijo...

Bueno Yob, tú mira siempre hacia delante, nunca mires hacia atrás, es una pérdida de tiempo, eso ya no lo vas a recuperar, ah y nunca eches sal a las heridas, nada ni nadie merece tu dolor, la caridad empieza por casa, ¿lo sabias?
Un beso, Campeón.

Yob dijo...

Helena. Todo adiós duele pero ningún dolor dura más que un hola, una alegría, al menos yo creo en eso. Y gracias por pasar también por mi blog, estaremos siguiéndonos xD. Saludos.

Karola. Gracias por tu siempre apoyo y palabras karo, pero en este caso creo que no van acorde a mis letras, este poema por azares de la vida lo hice hace dos años pensando en alguien que hoy tengo cerca y me encanta haberla reencontrado. Lo puse con su permiso y a pedido suyo de hecho xD. Me gusta saber que no sólo hay amor en las letras, un poco de ira escrita siempre es bueno para expulsar desechos mentales que no sirve guardar en vano como memoria. Gracias por tu visita karo y por llamarme Campeón :P

hargos dijo...

me parece un poema increible , con una parte desgarradora que casi abruma , pero contiene, un saludo

Jose Ramon Santana Vazquez dijo...

sangre
... ...traigo
de
la
tarde
herida
en
la
mano
y
una
vela
de
mi
corazon
para
invitarte
y
darte
este
alma
que
viene
para
compartir
contigo
tu
bello
blog
con
un
ramillete
de
oro
y
claveles
dentro...


desde mis
HORAS ROTAS
Y AULA DE PAZ


TE SIGO TU BLOG




CON saludos de la luna al
reflejarse en el mar de la
poesia ...


AFECTUOSAMENTE
POETRYA




jose
ramon...

Yob dijo...

Hargos. Es un poema que me encanta, porque es ira adolescente en palabras, escrito en el momento correcto para expulsar lo que usualmente se libera en impulsos, lo hice en palabras. Gracias por la visita y espero sigas viniendo por estos lares, saludos!.

José. Hermoso comentario. Gracias por la visita y seguir el blog, el cual está casi de estreno este mes, jeje. Tus blogs datan mucha dedicación tanto en poemas como en investigación, leerte inspira a seguir escribiendo mucho. Saludos!

N!cky dijo...

es tuyo?

lo amé (L)
qué bellas manera de escribir un adiós, ira, amor.

qué bella manera. No sé, me identifiqué mucho.

felicitaciones por el escrito, y espero que estés muy bien =)
como siempre un gusto leerte. Como siempre (:

Yob dijo...

Nicky!. Sí, es uno de esos poemas que rescato del pasado (de mis tiempos de juventud xD) en mi sección El baúl de los recuerdos, qué bueno que te guste, es súper airado y finalista, es de mis favoritos. Estoy bien, gracias, con poco tiempo como siempre pero siempre haciéndome un espacio para hacer cualquier cosa excepto aburrirme con el tedio del día a día.

Saludos y vuelve más seguido!!

Sensaciones dijo...

Impresionante, desgarrador, me ha encantado... vengo del blog de Hargos y Stanley dónde te he visto y la curiosidad me ha matado...aquí estoy,

me impactó tu fuerza

Un beso!!

Yob dijo...

Sensaciones. Gracias por lo de impresionante, jeje, era más de lo que hubiera esperado. Me siento halagado por la curiosidad que te trajo a mi blog, espero que sigas visitándome y también te sigo que me ha encantado conocer tu espacio.
Saludos!

Siab-MiprincesaAzul dijo...

Me dolió este dolor y algo q no pudo ser...
un beso

Yob dijo...

Siab-MiprincesaAzul. El dolor duele más cuando vemos la herida, cuando miramos para otra parte obviamos el sentimiento que acompaña el momento. Gracias por la visita al blog!

Evan Malkovich dijo...

este poema de desamor y olvido, me lleva a pensar en 1 solo nombre...
ISABEL.
Bendita sea la hora que te conocí
y maldita sea la hora que te olvide