martes, noviembre 10, 2009

Anónima eres para el que te conoce


Esconder en la realidad es mostrar en la imaginación. Escondes mucho. Y eso agrada.

-Una madrugada de miércoles-

9 comentarios:

DIAVOLO dijo...

Interesante reflexión... aunque tal vez discutible :))

Amigo, gracias por tu visita. Un abrazo.

jordim dijo...

grandes verdades.

Stanley Kowalski dijo...

Me resulta atractivo.

Saludos!

Yob dijo...

Diavolo. Muy discutible en realidad, jeje. Pero para alguna persona especial le cae como anillo al dedo esta descripción y es más un atributo que otra cosa. Dicen que el misterio alimenta la imaginación. Gracias por la visita y espero vuelvas pronto.

Jordim. Sobre todo la primera parte, lo otro es discutible, lo de si agrada o no lo escondido, pero como ya mencioné; algunas veces no sólo agrada, encanta xD. Saludos, gracias por la visita, revisé tu blog y está muy bueno, regresaré a leerte.

Yob dijo...

Stanley Kowalsky. Es atractivo el misterio y la imaginación bien orientada. Gracias por la visita.

daniel.nakasone dijo...

Que preciosa frase, pero a veces es un suplicio indagar qué esconde alguien a quien queremos leer del todo

Tatiana Morales dijo...

Si todo se queda en la imaginación es un desperdicio.

Siab-MiprincesaAzul dijo...

jaa es verdad, eso agrada... pero si yo quiero saber lo q otro esconde... advierto q mi imaginación es muy pero muy extensa eh?? jajaja
un beso0!

Yob dijo...

Daniel. El ser humano es demasiado complejo como para entenderlo del todo, en el aprendizaje de otra persona solemos equivocarnos mucho y cuando comenzamos a acertar y conocer a veces pasa que uno prefiere quedar en la ignorancia, hay conocimiento que es bienvenido cuando no viene completo. No es mi caso, prefiero morir con los ojos abiertos a vivir ciego. Gracias por la visita man!

Tatiana. Gran verdad, la intención no realizada es letra muerta, no importa cuanto queramos si no hacemos nada por ello. Vuelve pronto.

Siab-MiprincesaAzul. Jaja, hay de los que creamos y destruimos historias antes de que ocurran, la imaginación da para mucho, pero no hay como vivir la historia, me gusta más que cuando me la cuentan o me la imagino. Otro beso!