jueves, diciembre 23, 2010

Dorado infinito

Enamora.


Sonríe en el dorado infinito
que le robó al sol
cuando éste se atrevió a bajar
a naufragar en su piel.
Tiene un poeta enamorado
en el reino de su cuello
versando con acuarelas
las rimas de su pecho.
Es una tarde de verano 
que va cantando en ventanas ajenas
con la voz baja para no irrumpir el invierno
pero aún cantando muda
enamora al mismo viento
que magnetizado a su andar
la sigue para helar su corazón
cuando el dolor duele
ardiente de soledad.


Enamora.
Ella sonríe en el dorado infinito
del cielo de estrellas que son sus cabellos,
su vestido bañado de margaritas de fuego la desnudan ante el poeta
que decidido a dibujarla
la retrata en versos escasos de color
pero embriagados de locura
que celebran en las copas de sus labios
todo lo que ocurre
cuando la folie encarnée
encuentra su daga victimaria
en un pecho enamorado.
Es un haz de luz
servido en una copa de lujuria
con el vino de su piel
tentando labios sedientos
de un poco de poesía.

Está hecha un cristal.
Los ojos miel.
Labios en vicio.
Manos lunares.
Piernas infinitas.

Su esencia ha caído en vasos rotos
pero no fue concebida
para calmar la sed,
inspira un deseo
impropio de saciedad
que cobra forma en el óleo de su pecho
apresurando el color
en círculos dorados
que revientan en las olas de sus piernas,
imposible es dejar de mirar
el eclipse que son sus ojos
y no rendirse ante el solsticio de verano
que son sus lágrimas.
Ella colecciona almanaques
en la finura de sus dedos
haciendo de la memoria
un eterno poema
con el poeta cantando
en el eterno vicio
                          de sus labios.

(Epílogo)
Ella enamora en el dorado sin fin de su sonrisa
y es asesina de la ilusión cuando su boca inventa el adiós.
Ella rima los puntos
y hace del Hola un eco
es dueña de lo imposible
y maga absoluta del sueño.

Enamora
sin fin
y llegado al  mismo
ignora el punto

para hacerlo infinito

3 comentarios:

Paco Alonso dijo...

Que disfrutes la navidad y todos los días del año.
Feliz 2011.

Un cálido abrazo.

Aglaia... dijo...

Con una lágrima en los ojos y sin palabras en mi boca...

Besos,

Silenciosa-mente dijo...

Hola Yob,que tengas un bello y poético año y nos sigamos visitando,
Un abrazo.
Mónica.